Albacete al día Albacete al día

Más que palabras… José Portolés

Albacete - Entrevistas 07/08/2022 Ada García

«La Residencia fue una importantísima apuesta de la Institución Libre de Enseñanza, muy adelantada a su tiempo. Brindó (a losIMG_20220807_202544 que entonces podían permitirse una educación superior) un irrepetible ambiente cultural multidisciplinar, regido por el espíritu de algo que aún hoy se echa de menos en la enseñanza: libertad»

El cine… ese invento del demonio.

Así es como es como alguien enorme y eterno como es Antonio Machado, describía al cine. Y es que los que tanto amamos este invento del demonio, o Séptimo Arte (aunque hay algunos actores y cineastas que rechazarían la calificación de arte, como por ejemplo el mismísimo Buñuel o José Luis López Vázquez), reconocemos haber sido educados por el cine: desde aprender a montar a caballo emulando a John Wayne en la colosal obra maestra fordiana Centauros del desierto, hasta almorzar café y unos sandwiches, como hacen Katherine Hepburn, Katherine Houghton y Sidney Poitier, en la maravillosa última película de Spencer Tracy, Adivina quién viene a cenar esta noche. El caso es que el cine forma parte de la vida de este personaje que nos ocupa, él mismo es profesor y estudiante de cine, sobrino nieto de Luis Buñuel; amigo personal de Carla Leone, viuda de Sergio Leone; socio del actor Aldo Sambrell y escritor de obras muy cinematográficas. Una de las cuales sin llegar a ser aún publicada, Exégesis de Un perro andaluz, tengo en mi poder gracias a la amabilidad y generosidad de su autor. Además la crítica a la película La lista de Schindler para Tiempo de Hadas se la debemos a él.  Señoras y señores, con ustedes José Portolés.

AD. José, ¿cual es el recuerdo más antiguo referente al cine queconservas?

José Portolés. ¡Ufffffffff! Los más antiguos, desde muy, muy pequeño, imágenes sueltas del desaparecido cine Imperial de Madrid, donde mi padre me llevaba a ver las películas de Walt Disney. El que mejor recuerdo de los más antiguos, con 6 años, mi primera visita al cine recién inaugurado en mi barrio de Madrid, Las Águilas: El cine San Ignacio. Era allá por 1973, y la película, “El Cid”, de Anthony Mann. Y durante mi infancia, hasta su cierre a finales de los 80, los fines de semana yo “vivía” dentro de ese cine, formaba parte de su mobiliario.

P. Vives a caballo entre España y Mexico. ¿En cual de los dospaíses te encuentras más a gusto ahora mismo?

Los lugares, el clima, la gente, la comida, la forma de ver yvivir la vida… Son tan distintos que no se pueden comparar. Ambos tienenmucho bueno compensado con su lado malo. Te puedo decir que aquí en México echode menos muchas cosas de España; y seguramente, si regresara a España echaríade menos muchas cosas de México. Lo curioso es que, involuntariamente, seguí elcamino de Luis Buñuel: dejar España para desarrollarme profesionalmente enMéxico

P: ¿Qué recuerdos de familia Portolés te son más queridos, José?.

Precisamente los últimos: Cuando falleció mi padre, allá en2016, su hermano y hermanas, que llevaban años sin hablarse, fueron capaces deapartar momentáneamente sus rencillas y diferencias irreconciliables para estartodos juntos acompañándome. Hicieron un esfuerzo que les agradezco mucho.

P. José, ¿nos hablas de tus libros?

Solo te diré que hasta ahora he escrito los libros que a mí,como lector, me gustaría leer. Están escritos como a mí me gustaría leerlos, ytratan sobre los temas que a mí me interesaban en el momento de escribirlos.
Las obras de ficción tratan sobre la explotación del 3er mundopor el 1er mundo la primera. La utilidad de las religiones, todas, paracontrolar y manejar a la gente, la segunda. Y las consecuencias de la corrupciónpolítica en la gente normal, la tercera. Y gustaron lo suficiente parapermitirme vivir de sus ventas, algo poco habitual en España.

Y por otro lado el Cine, claro, para comunicar todo lo que voydescubriendo o razonando sobre “ese invento del diablo” que nos apasiona…

P. Eres profesor de cine en México. ¿Crees que el cine de antes,antes de los ochenta, tal vez, es superior al de nuestra época?

Más bien creo que no se puede comparar el Cine de una época conel de otra, cada una está definida por unas circunstancias sociales,económicas, técnicas, estéticas… Lo que sí debemos tener en cuenta es que, lotengo muy comprobado, nuestro Cine preferido, nuestras películas realmentefavoritas para toda la vida, son las que hemos visto en pantalla grande entrelos 14 y los 20 años. Es como si nuestras mentes fueran, no más impresionables,sino más receptivas a esa edad, justo cuando se desarrolla nuestro sentidocrítico y capacidad analítica.

IMG_20220807_202544

En mi caso, tuve la inmensa suerte de que durante esa época demi vida en Madrid estaban en pleno funcionamiento la Filmoteca y los añoradosCinestudios (Fantasio, Ideal, Bogart). Yo era un asiduo de todos, cada fin desemana me veía entre siete y nueve películas de todos los géneros, épocas,autores… Y bien programadas en ciclos: Por ejemplo, recuerdo que en tresfines de semana seguidos ví, ordenadas cronológicamente, 10 películas deHitchcock. En otros dos domingos, 7 ú 8 de los Hermanos Marx… Y así fuidescubriendo y conociendo también a Akira Kurosawa, Luis Buñuel, George Cukor,Billy Wilder, Charles Chaplin, Edgar Neville, Ingmar Bergman, Ernst Lubist…Sí, fui afortunado al poder ver en pantalla grande a los grandes clásicos, yjusto con esa edad tan especial, entre los 14 y los 20. Después, ya no me quedómás remedio que dedicarme al Cine.

P. Jóse, menuda época aquella de la Residencia deestudiantes con tanta gente genial, Lorca, Alberti, Giner de los Ríos, Dalí,Buñuel, Luis Rosales, Luis Cernuda…irrepetible, ¿no?

IMG_20220807_202649

¡Ya me hubiera gustado a mí vivirla! La Residencia fue unaimportantísima apuesta de la Institución Libre de Enseñanza, muy adelantada asu tiempo. Brindó (a los que entonces podían permitirse una educación superior)un irrepetible ambiente cultural multidisciplinar, regido por el espíritu dealgo que aún hoy se echa de menos en la enseñanza: Libertad. Libertad deexpresión, libertad de creación… ¡Pero siempre dentro de los márgenes de la“urbanidad” de la época! Inevitable, pues, que allí germinara y se desarrollarael Surrealismo español.

P.  Federico García Lorca y Luis Buñuel. ¿Amigos irreconciliables?

IMG_20220807_203014

¡Amigos irreconciliables y enemigos íntimos! Tres genios, concaracteres tan dispares que no les quedó más remedio que aunar su creatividadligando sus respectivas obras tan profundamente que solo pudieron terminar porenemistarse. ¡Pero no fueron tres amigos, sino cuatro! No debemos olvidarnosnunca de José (“Pepín”) Bello.

IMG_20220808_062633

. Estas palabras…

 «A veces digo que el surrealismo triunfó en loaccesorio y fracasó en lo esencial… Reconocimiento artístico y éxito culturalque eran precisamente las cosas que menos nos importaban a la mayoría. Almovimiento surrealista le tenía sin cuidado entrar gloriosamente en los analesde la literatura y la pintura. Lo que deseaba… era transformar el mundo ycambiar la vida. En ese punto –el esencial– basta echar un vistazo alrededorpara percatarnos de nuestro fracaso.”

P. ¿Estás de acuerdo con tu tío abuelo? ¿El Surrealismo fracasó,en su cometido de derribar normas polvorientas, alambradas oxidadas, párametrosestrictamente confortables, cómodos, aburguesados?

IMG_20220808_062822

Totalmente, basta ver actualmente a burgueses pagando millones porobras surrelistas en las más prestigiosas galerías de Arte. La base e intención auténtica y fundacional del Surrealismo, laplanteada por André Breton, era ESCANDALIZAR. Buscaba romper con todos losmoldes establecidos para provocar, incomodar, concienciar; para… digámosloclaro: para cabrear a las clases altas desde una posición filocomunista ydesprejuiciada. Y quienes más lo consiguieron fueron sin duda Dalí, Lorca yBuñuel. Aunque luego Dalí “cambiase de bando”, siguió creando y, sobre todo,actuando según los postulados surrealistas, como Buñuel: Ambos fueronsurrealistas a lo largo de toda su vida. Y otro fracaso del surrealismo, este estético, es que en laactualidad está muy generalizado confundir surrealismo con sicodelia. ¡Y notienen nada que ver! Mientras el surrealismo crea acciones e imágenes sinsentido y escandalosas mediante narrativa onírica, la sicodelia deforma lasimágenes inspirándose en alucinaciones.

IMG_20220808_062942

P. José, cuéntanos qué haces en tus aulas de cine. ¿Cómo son tusalumnos?

En general, veo en mis alumnos el futuro del Cine, tanto en Españacomo en México. Tienen ideas, ideas nuevas e interesantes, muy válidas. Yvienen con mucha ilusión, muy decididos a contar sus historias y contarlas a sumanera. En un gran porcentaje, son alumnos de los que el maestro aprende.
Actualmente, aquí en México, tengo asignado el módulo “Historiadel Cine Mundial”, así que hablo de Cine procurando transmitir mi pasión por elCine, y mi forma de transmitirlo es de manera similar a la “literaturacomparada”. Comienzo con “La salida de los obreros de la fábrica Lumière” y apartir de ahí cito y comento las películas que han ido aportando algo nuevo al7º Arte, ya sea técnica, contenidos, formas interpretativas, música,estética… Y lo cuento como si estuviera hablando con unos amigos, buscando lasonrisa y la complicidad. Pero con una base sólida, un guión propio que es unalista de más de 500 películas, ordenadas cronológicamente y especificandoporqué considero importante cada una. Y lo adorno con mil anécdotas, claro.Pero todo destinado a que comprendan las implicaciones artísticas y expresivasde la narrativa, el lenguaje y la técnica cinematográfica que les enseñan losotros compañeros docentes.

Por ejemplo, es importante saber que Eisenstein creó el montajesubjetivo en “El acorazado Potemkin”, evidentemente, pero también es importantesaber para qué lo inventó, qué resultados artísticos y emocionales buscaba. Esdecir, mi idea es que no basta con conocer la técnica porque también hay quesaber para qué sirve la técnica.
Pero no siempre he sido solo “teórico”: Antes de venirme México,mi socio Aldo Sambrell y yo colaborábamos, a través de nuestra productoraDuncan67 p.c., con la Facultad de Imagen, Sonido y Cine de la Universidad deAlicante, dirigidos por el catedrático Israel Gil y el realizador Toni LópezVizcaíno. Primero impartíamos conferencias sobre Cine (sabiendo qué películas“caerían” en los exámenes), y luego “asesorábamos y supervisábamos” lapreproducción y el rodaje de los cortometrajes-exámen de los alumnos. Y unincentivo para ellos era que el mejor proyecto de corto presentado, loprotagonizaba gratuitamente Aldo. ¡Y muchas veces el (futuro) director odirectora no se atrevía a dirigirle, impresionados por su prestancia ycurriculum!

. Te digo algunos directores  y tu me dices lo que opinas de sus películas. John Ford.

El Cine que nos encantaba de niños. Uno de los más grandescineastas de todos los tiempos, aunque nos inculcó demasiada propaganda yanky.

François Truffaut.

Me encanta su Cine, su forma de ver y narrar la realidadcotidiana, sus sutiles guiños y homenajes a los clásicos. “La piel dura”,“Fahrenheit 451”,“La noche americana”… Es el primer cineasta cinéfilo. Maravillosa eimportantísima su obra cinematográfica, e importantísima su obra periodísticadedicada al Cine: Fue el primero en reivindicar como Autores a Ford, Hitchcock,Cukor, etc. Y un excelente actor en “Encuentros en la tercera fase”, deSpielberg.

IMG_20220808_063125

Luis García Berlanga.

IMG_20220808_063243

La socarronería hecha Cine, y del bueno. Un genio, que teniendo elhumor como principal arma, hizo contundente crítica social cuando estabaprohibidísimo hacer crítica social.

Francis Ford Coppola.

El Autor sin término medio. Creador tanto de portentosas obrasmaestras como de obras fallidas. Fallidas, sí, pero nunca mal realizadas.

Howard Hawks

IMG_20220808_063427

Un gran narrador, con un excelente sentido del ritmo y del “tempo”fílmico. “El Dorado”, reverso irónico de su previo “Río Bravo”, me parece unapelícula inconmensurable.

José Luis Garc

IMG_20220808_063745

Genial en sus inicios, autor de las inolvidables y acertadísimas“Asignatura pendiente”, “Solos en la madrugada”, “Las verdes praderas”, “El crack”…Pero a partir del Óscar su cine perdió interés (para mí), se volvió“academicista” y “adocenado”, sin riesgos ni nada nuevo que aportar ni decir.Lástima.

Valerio Zurlini.

Debo reconocer que no conozco casi nada de él, y lo poco queconozco me parece fascinante: Solo he visto “El desierto de los tártaros”, y laconsidero una película magistral, con múltiples capas de lectura, sabiamenterealizada para encumbrar como protagonista al paso del tiempo.

P. En tu obra Exégesis de un perro andaluz dices que Lorca era ese célebre «perro andaluz» que así era como Dalí y Buñuel llamaban amistosamente a Federico, pero que a él no le gustaba nada.

Así es. En la Residencia, llamaban genéricamente “Perro Andaluz” a todoslos andaluces; pero no se sabe cómo ni porqué, Federico acabó siendo el “PerroAndaluz” único y genuíno. Y es muy normal que le incomodase, era algo muydespectivo, muy propio del ambiente clasista de la Residencia. Buñuely Dalí lo utilizaron con muy mala leche, la mala leche que les caracterizó aambos toda su vida.

P. José, ¿cual es la pelicula que más veces has visto en tu vida?

IMG_20220808_063925

He de responderte que varias, por igual. Y seguiré viéndolas una yotra vez: “Casablanca” de Curtiz, “La muerte tenía un precio” y “Hasta quellegó su hora” de Leone, “Viridiana” de Buñuel, “Conan el bárbaro” de Milius,“Mad Max” (la de 1979) de Miller, “El séptimo sello” de Bergman, “Star Trek: lapelícula” de Wise, “Cantando bajo la lluvia” de Donen y Kelly, “Pink Floyd: TheWall” de Parker… Son películas que habré visto entre 20 y 30 veces (cada una)en el Cine, cuando aún existían los ”cines de reestreno” y los “cines debarrio”. Y luego gracias al VHS, primero, y el DVD, después, puedo asegurarhaberlas visto más de 100 veces cada una. Y quizá me quede corto. En muchas ocasiones me han reprochado ver tantas veces una mismapelícula. Pero personalmente lo entiendo como las canciones: Si oyes unacanción y te gusta, ¿ya no vuelves a escucharla porque ya la has oído y yasabes el final? A que no, ¿verdad? Pues a mí me pasa lo mismo con laspelículas.

P. ¿El cine y la vida son la misma cosa?

Ni sí ni no sino todo lo contrario: El Cine es un reflejo de lavida y la vida copia e imita al cine, que es un reflejo de la vida y la vidacopia e imita al cine, que es un reflejo de la vida… etc.

IMG_20220808_064104

A pesar de que nos queda muy lejosgeográficamengte hablando, está realmente muy cerquita gracias a la amistad y alas RRSS otro invento, dicen, cargado por el diablo.  Muchas gracias JoséPortolés. Que las hadas y tu ángel de la guarda, (llamado Clarence, cómo el quevisitó una vez al bueno de George Baily) , te traigan lo mejor de la vida.

Muchas gracias a “Más que palabras”, avuestro interés por el Arte y la cultura.
Y a Clarence / Henry Travers.
“Larga y próspera vida”.

  Si quieres publicar artículos, envía el material junto con tus datos a [email protected]. ¡Participa!  

Te puede interesar

El tiempo - Tutiempo.net

Únete a la COMUNIDAD de usuarios del grupo GLOBATIUM para redactores, fotógrafos, periodismo ciudadano, etc...

Intercambiar, aprender y abrir nuestras posibilidades de expresión y participación.

Lo más visto

Boletín de noticias

Sigue nuestras noticias desde tu correo todos los lunes y jueves

 Suscripción económica albacetealdia 

Apoya nuestro proyecto editorial de albacetealdia.es para que podamos continuar en este momento que la publicidad no podrá sustentarnos, creemos que entre todos podremos superar esta pandemia, gracias por tu participación y comprensión