Aquellas "brujas" que no pudisteis quemar.

Opinión 21 de noviembre de 2021 Por Pablo Álvarez Fernández

albalogo150
Si quieres publicar artículos, fotografías o vídeos, envía el material junto con tus datos a [email protected], el material será moderado y publicado. ¡Participa!

 Los sistemas dictatoriales son propensos a inventar demonios. Los necesitan para instaurar el miedo y justificar la represión contra quienes cuestionan y se enfrentan a su tiranía. Durante siglos, toda aquella persona que pusiera en duda el dogma del catolicismo era acusada de adorar al diablo y pagaba la herejía con su vida. 

Para la Inquisición todo era demoníaco, especialmente la mujer. La libertad era algo perverso, el conocimiento era subversivo, lo femenino un instrumento satánico y la sexualidad un horrible pecado.
El erotismo, el placer, la alegría, la risa, eran peligrosos. Y las mujeres que abrazaban el conocimiento, comprendían la naturaleza, decidián sobre su cuerpo y amaban libremente y sin sometimiento, fueron acusadas de brujería, perseguidas, torturadas y asesinadas.
Las llamaron brujas y nos "enseñaron" a temerlas a ellas y no a quienes las quemaban en sus hogueras de odio. 

Ahora, un tarugo ignorante con ínfulas llamado Pablo Casado, vuelve a sacar el "Malleus maleficarum" para perseguirlas. El nuevo Torquemada tiene miedo a las mujeres empoderadas porque con sus conjuros sacan a relucir todas sus miserias, complejos y limitaciones, y eso es más de lo que puede soportar su indigencia mental. 

"La risa mata el miedo", decía Jorge de Burgos en El nombre de la rosa. Riamos mucho, riamos con gana y disfrutemos de cada aquelarre.

El problema no son las brujas, son los fantasmas. El problema no es el soplo de aire fresco y regenerador que muchas mujeres nos aportan, es el odio inquisidor que permanece anclado en las cavernas del pasado. 

Solo que esta vez: No pasarán!!

Te puede interesar

Boletín de noticias

Sigue nuestras noticias desde tu correo todos los lunes y jueves

 Suscripción económica albacetealdia 

Apoya nuestro proyecto editorial de albacetealdia.es para que podamos continuar en este momento que la publicidad no podrá sustentarnos, creemos que entre todos podremos superar esta pandemia, gracias por tu participación y comprensión

Te puede interesar