APUNTES PARA EL ANÁLISIS DE UNA PRIMAVERA SIN PASTEURIZAR

Análisis 05 de mayo de 2021 Por Jesús Paniagua (*)

albalogo150
Si quieres publicar artículos, fotografías o vídeos, envía el material junto con tus datos a [email protected], el material será moderado y publicado. ¡Participa!

Traducir al idioma deseado

de

- La victoria de las derechas debería explicarse en términos de psicología social: ¿Puede hablarse de una psicosis pandémica? No es nada despectivo. Asociar la “libertad” a salir de cañas muestra el hastío de una comunidad sujeta a restricciones sanitarias durante demasiado tiempo y sin que se vislumbre un final a la situación. Los madrileños han optado, en una gran mayoría,  por quienes les has convocado, como escribió Huxley, a una ‘Orgía Latría’.

Vox ha resistido el empuje hegemonista del Partido Popular con un activismo que ha dado resultados ¿Ha tocado techo o tiene en Madrid un trampolín para seguir su expansión electoral en próximos comicios?.

Más Madrid ha hecho una campaña de escucha activa, dialogando con colectivos sociales y de barrio. La gente -permítaseme la categoría- necesita ser escuchada y lo agradece. Son unos buenos resultados que consolidan a Más País de Errejón como izquierda alternativa.

Unidas Podemos ha sufrido la poca confianza que genera un candidato paracaidista, desaparecido de la campaña y que no mostraba un compromiso claro con la Comunidad de Madrid. Ha logrado frenar la caída de la formación morada, pero, probablemente estemos asistiendo al “canto del cisne” de los círculos. La retórica antifascista, más propia de asamblea de facultad, no ha calado en un electorado que pedía soluciones, propuestas y programas.

El PSOE ha pagado demasiado caro su slogan “soso, serio y formal”; le ha faltado frescura y desenfado y ha acusado también el desgaste del Gobierno Central y su gestión de la pandemia que en Madrid cuenta con mucho rechazo, incluso en aquellas cuestiones que no son de su competencia pero que el discurso ‘popular’ les ha atribuido. La amenaza de una subida de impuestos también ha influido en una ciudadanía azotada por la crisis.

Y cierro con Ciudadanos. El “efecto Bal” ha sido un fiasco pese al entusiasmo y las dotes oratorias de un candidato que, como Pablo Iglesias, no quiso quemar sus naves. Los actos electorales naranjas con la presencia tan solo del aparato del partido, traído de otras provincias y rompiendo las restricciones sanitarias (otros también lo han hecho) ha demostrado que un partido sin bases, sin afiliados ni simpatizantes no puede pretender sacar votos de ningún sitio. Las promesas electorales desmesuradas han sido causa de jolgorio en muchos casos por su poca o nula credibilidad. No se espera ninguna reacción de un partido cada vez más recluido en sí mismo, impermeable a su maltratada base y al resto de la sociedad.

¿Qué espera a Madrid en los próximos años? No puede escapársenos que la pandemia lo cubre todo. La falsa dicotomía entre salud y economía puede suponer un repunte de la pandemia si no se hace con cabeza y, como decíamos al principio, en un estado de psicosis es difícil tomar decisiones sensatas. Queda por ver si el gobierno de Díaz Ayuso está por la sensatez o por el populismo.

(*) Jesús Paniagua es sociologo y colaborador en albacetraldia

Te puede interesar

Boletín de noticias

 Suscripción económica albacetealdia 

Apoya nuestro proyecto editorial de albacetealdia.es para que podamos continuar en este momento que la publicidad no podrá sustentarnos, creemos que entre todos podremos superar esta pandemia, gracias por tu participación y comprensión

Te puede interesar