Messi se queda en el Barcelona: entre la negativa del juicio y dar todo por el equipo

Deporte 04 de septiembre de 2020 Por Cecilia Guardati
La decisión del capitán del seleccionado argentino llegó luego de que Jorge Messi mantuvo una reunión con el presidente del club, Josep María Bartomeu, quien se mostró inflexible respecto a la posibilidad de que "Leo" se marche con una carta de libertad.

albalogo150
Si quieres publicar artículos, fotografías o vídeos, envía el material junto con tus datos a [email protected], el material será moderado y publicado. ¡Participa!

p>p>p>>p>p>

Lionel Messi anunció hoy que jugará una temporada más en el Barcelona, después de diez días en los que mantuvo en vilo al fútbol mundial y su futuro estuvo en el aire, tras comunicar su decisión de abandonar el club catalán y constatar que su única salida posible era acudir a los tribunales.

“Jamás iría a juicio contra el club de mi vida, por eso me voy a quedar en el Barcelona", aseguró Messi en una entrevista con el sitio Goal.com, medio a través del cual confirmó su decisión, que adopta al haberse encontrado en un callejón prácticamente sin salida.

En otra jornada frenética en torno a los pasos del capitán del seleccionado argentino, todas las miradas estaban a la espera de que se publicara la entrevista anunciada por su entorno, un día después de que Jorge Messi, su padre y representante, abriera la puerta a que el "10" se quedara en el Barcelona.

La marcha atrás en la decisión del capitán del seleccionado argentino llegó luego de que Jorge Messi mantuvo una reunión con el presidente del Barcelona, Josep María Bartomeu, quien se mostró inflexible respecto a la posibilidad de que el máximo goleador de la historia "culé" se marchara con una carta de libertad.

En la entrevista, Messi deja claro que no se queda porque esa sea su voluntad, sino porque no quiere llevar al club a los tribunales, al tiempo que acusa a Bartomeu de no cumplir con su palabra.

"Estaba mal, no tenía ganas de nada", afirmó el rosarino al romper el silencio después de haber estado todos estos días en el ojo del huracán, recibiendo apoyos de sus incondicionales y aguantando también críticas de detractores, desde que el 25 de agosto comunicó a través de un burofax (carta documento) que se quería ir del club catalán.

Fueron muchos los que desaprobaron precisamente las formas utilizadas por el argentino, pero Messi contó que fue la única vía que encontró para que lo escucharan después de haber estado "todo el año" diciéndole al presidente del Barcelona que se quería ir, que había llegado el momento de buscar nuevos objetivos y nuevos rumbos en su carrera.

"Por decirlo de alguna manera, el presidente no me daba ‘bola’ a lo que le estaba diciendo. Mandar el burofax era hacer oficial que me quería ir y que quedaba libre y el año opcional no lo iba a usar y me quería ir. No era para montar un lío, ni para ir en contra del club, sino la manera de hacerlo oficial porque mi decisión estaba tomada”, explicó la estrella azulgrana.

Además, Messi contó que la tomar la decisión de abandonar después de 20 años el club de su vida, fue un proceso "difícil" y "doloroso", y supuso "un drama bárbaro" para su familia.

"Me costó mucho decidir. No viene del resultado del Bayern, viene de muchas cosas. Siempre dije que quería acabar aquí y siempre dije que me quería quedar aquí", dijo el capitán azulgrana, remarcando que su decisión de marchar no fue producto de un exabrupto o por la dolorosa eliminación de la fase final de la Champions por 8-2 frente al conjunto alemán.

Messi subrayó, como también dijo en entrevistas previas, que lo que quiere es "un proyecto ganador y ganar títulos con el club para seguir agrandando la leyenda del Barcelona a nivel de títulos".

En ese sentido, el "10" del Barcelona apuntó sus dardos contra la cúpula directiva del club catalán, al afirmar que "hace tiempo que no hay proyecto ni hay nada, se van haciendo malabares y van tapando agujeros a medida que van pasando las cosas".


"Como dije antes siempre pensé el bienestar de mi familia y del club”, sostuvo Messi, quien, por otro lado, se mostró dolido porque en todo este proceso "se puso en duda mi amor por este club".

"Por más que me vaya o me quede, mi amor por el Barça no va a cambiar nunca”, enfatizó.

La leyenda azulgrana reveló lo que implicó su decisión para su familia y que, aún así, estaba convencido en que lo mejor era seguir adelante y abrir un nuevo capítulo en su carrera.

"Toda la familia estaba llorando, mis hijos no querían irse de Barcelona, ni querían cambiar de colegio. Pero miré más allá y quiero competir al máximo nivel, ganar títulos, competir por la Champions. La puedes ganar o perder, porque es muy difícil, pero hay que competir", señaló.

Sin embargo, Messi admite que pecó de confianza y tomó como válida la palabra de Bartomeu: "El presidente siempre dijo que a final de temporada yo podía decidir si me quedaba o no y ahora se agarran a que no lo dije antes del 10 de junio cuando resulta que el 10 de junio estábamos compitiendo por la Liga en mitad del virus este de mierda y de esta enfermedad que alteró todas las fechas", explicó.

"Ahora voy a seguir en el club porque el presidente me dijo que la única manera de marcharme era pagar la cláusula de 700 millones, que eso es imposible, y que luego había otra manera que era ir a juicio. Yo no iría a juicio contra el Barça nunca porque es el club que amo, que me dio todo desde que llegué, es el club de mi vida", zanjó Messi, quien admite que en este último año no encontró la felicidad dentro del Barcelona.

Aunque se queda en el Camp Nou y asegura que su actitud "no va a cambiar" por más que se haya querido ir", la crisis entre Messi y el Barcelona se cierra en falso puesto que el capitán se quedaría hasta el 30 de junio de 2021 forzado y enfrentado con la cúpula directiva.

"No sé qué va a pasar. Hay un entrenador nuevo y una idea nueva. Eso es bueno, pero después hay que ver cómo responde el equipo y si nos va a dar o no para competir. Yo lo que puedo decir es que me quedo y voy a dar el máximo”, prometió el "10", al que el DT neerlandés Ronald Koeman espera mañana para entrenar en la Ciudad Deportiva de Sant Joan Despí.

Te puede interesar

Boletín de noticias

 Ayudar a GLOBATIUM 

Apoya nuestro proyecto editorial GLOBATIUM empresa editora de albacetealdia.es para que podamos continuar en este momento que la publicidad no podrá sustentarnos, creemos que entre todos podremos superar esta pandemia, gracias por tu participación y comprensión

Te puede interesar